Noticias

Reseñas

Ranking

Juegos

Radio Escape

Alicante

Bizkaia

Toledo

Madrid

Valencia

Málaga

Murcia

Tres meses después de estar confinados en la provincia, abrieron las fronteras. ¿Qué significaba eso? ¡Que tocaba hacer ruta de salas, por supuesto! Cogimos el coche y nos largamos a Valencia a hacer lo que más nos gusta. Empezamos con La viuda negra de SKP Room. ¿Valió la pena? Ahora os contamos bien, pero adelantaremos la respuesta: SÍ.

Debéis saber que SKP Room (Valencia) no solo tiene esta sala. Si vais, os recomendamos que hagáis todas sus salas. Hotel de mala muerte es una obligatoria y La bomba, aunque nosotros la hicimos en Locus Fugae con el nombre de Boom escape hace tiempo, es un hall que, bien hecho, sorprende enormemente.

60

MINUTOS

2-6

JUGADORES

GÉNERO

género mafia

DIFICULTAD

Dificultad 3

3 SOBRE 5

TERROR

0 SOBRE 5

HISTORIA

No podemos contaros mucho sin hacer spoiler. Pero, básicamente, la habéis liado un poquito y tenéis 60 minutos para encontrar la forma de arreglarlo antes de sufrir un terrible castigo.

INMERSIÓN

Si por algo se caracteriza SKP Room es por la importancia y la calidad que pone en la elaboración de sus salas. Tanto la ambientación como los puzles tienen un conjunto que destaca enormemente. Cada elemento está pensado para que quede prácticamente perfecto en la decoración. No sobra nada. Esto también lo han conseguido gracias a la falta de distractores. Exceptuando un par de elementos, daréis uso a todo (hasta a la música…, porque, si os gusta el pop-rock de los 80 y 90, perderéis unos segundos de vez en cuando escuchándola por simple gusto).

El o la game master también será parte de estos elementos que hacen una experiencia casi redonda. Os toque quien os toque, estarán siempre pendientes del juego. Esto lo podemos confirmar, porque fueron ellos mismos los que nos ofrecieron en algún momento las pistas de las que somos tan amigos y que, por cierto, se dan por walkie. Como era de esperar, son precisas sin caer en la obviedad, como a nosotros nos gustan.

JUEGO

Ya hemos adelantado antes que, exceptuando unos pocos, todos los elementos de la sala tienen su uso para resolver algún puzle, así que casi todos los juegos están relacionados con la historia y/o con la decoración. Son divertidos y con una lógica fácil de entender, aunque no por ello fáciles de resolver. Tendréis que trabajar bien en equipo y repartiros algunas tareas de vez en cuando para salir a tiempo, porque estamos ante una sala semilineal. Aunque hay algún mecanismo más si lo comparamos con su hermana Hotel de mala muerte, lo cierto es que es una sala tradicional (cosa que nos encanta, para qué mentir).

La fluidez es muy alta en todo el juego, siempre y cuando no seáis tan lelos como nosotros y busquéis bien. De todos modos, si tenéis algún momento tonto, no os preocupéis, porque la gente de SKP Room, como game masters, tiene una cosa muy buena. Aunque vayáis bien de tiempo, si os ven estancados de repente y el ritmo baja, os ofrecerán ayuda para que el jugador no acabe con una sensación de aburrimiento. Es algo que nosotros agradecemos muchísimo.

CONCLUSIÓN

En resumen, La viuda negra de SKP Room nos ha demostrado de nuevo que esta empresa vale mucho la pena. Ya nos encantó descubrir Hotel de mala muerte, y esta sala ha sido lo que nos faltaba para confirmar que estamos deseando que abran la siguiente, sea para cuando sea. El acting al entrar en el local, la ambientación tanto de la sala como del recibidor, los puzles, la música… Realmente nos encanta todo.

Nosotros fuimos cuatro y creemos que es el número ideal. Nuestro consejo es que no dudéis y vayáis a vivir la experiencia de cualquiera de las salas de SKP Room. Valen la pena todas.

La viuda negra de SKP Room (Valencia)
La viuda negra de SKP Room (Valencia)

NOTA MEDIA

8,30

Otros jugadores opinan:

Logo de TripAdvisor

C/ de Guillem de Castro, 123
46008 Valencia
https://skproom.com/
info@skproom.com
616 55 19 18

Transporte público:
Bus: 28, C1, 73
Metro: Àngel Guimerà (líneas 0, 1, 2, 3, 5 y 9) o Túria (líneas 0, 1 y 2)

Aparcamiento: difícil

Ir al contenido